¿Cuál es tu sueño?

Hasta dónde es posible seguir los sueños o abandonarlos en el rincón hasta que las alimañas y el tiempo terminen con ellos?

Mirar un bebé es lo más hermoso que puede existir. No se preocupan por lo que quieren ser de grandes ni tampoco quién les dará órdenes. No les interesa si tendrán un fin de semana para descansar o tan sólo un día.

Qué manera tan ruin tiene el humano neoliberal con sus rutinas repetidas hasta el cansancio; actuando como zombie: levantándose todos los días tan temprano, tomando camino a su trabajo que tanto odia pero que está consciente que si lo deja no tendrá otra opción para mantenerse, usando esa máscara tan desgastada con esa sonrisa tan falsa. Que cuando le pregunten cómo está, sienta las ganas de decirles a todos cómo en verdad se siente; con deudas hasta el cuello, su armario lleno de ropa desgastada, decolorada y rota, igual que sus aspiraciones de cada año nuevo el cual se hace las mismas promesas sin cumplir año tras año, una y otra vez.

Regresa a casa y se da cuenta que no hay comida por lo que tiene que hacer las compras de conservadores y azúcares que seguirán saturando sus arterias para su sistema.

Después de todo este sueño me levanto con una pregunta; haciendo a un lado todas las posturas políticas y económicas, será posible recibir un salario justo exactamente proporcional al conocimiento y capacidad intelectual del sujeto?

Anuncios

One comment

  1. “El trabajador se siente a si mismo cuando no trabaja, cuando trabaja no se siente a si mismo. Se siente a gusto cuando no trabaja, e incómodo cuando trabaja. Su trabajo, por lo tanto, no es voluntario sino forzado, es un trabajo forzado.
    Es, por lo tanto, no la satisfacción de una necesidad pero un mero medio de satisfacer las necesidades fuera de éste. Su carácter enajenado es demostrado claramente por el hecho que tan pronto como la convulsión física, deja de existir, se rehuye como la peste ” -Marx-

    Todas las personas nos vemos obligadas a ejercer una actividad que nos permita obtener dinero para comprar las cosas que necesitamos y la mayor parte de nosotros no es dueña de los medios de productos opciones, ni del producto, tanto los medios como la ganancia pertenece al capitalista que nos emplea como mano de obra.

    Ahora, ¿cuál es la remuneración adecuada a determinado esfuerzo (físico o mental)? Esta es un pregunta que ni la Ley Federal del Trabajo establece…

    Excelente. Saludos, Luis.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s